"A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota.". Madre Teresa de Calcuta

martes, 20 de enero de 2009

BAKTHAPUR EN LA NIEBLA

La imagen es reciente. Fue tomada en el día de ayer:19 de Enero de 2009.
No he sido el autor. No estaba en ese momento, pero soy capaz de describirlo. Hacía frío. La niebla era intensa. El silencio de la plaza se rompía con las el tañir de alguna campana, que las mujeres hacen sonar en sus ofrendas religiosas. Los niños con cara descompuesta, corrían para combatir el frío y no por tener prisa para llega al cole. Los repartidores de yogurt se apresuraban para cumplir con sus pedidos. Una hora más tarde salió el sol. El silencio se rompió y las montañas del Himalaya se dejaban ver en la lontananza.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Bendita niebla que tiene el privilegio de acariciar los templos y las gentes de Bakhtapur.
Maldita miseria que no logra dar calor a los cuerpecitos fríos de sus habitantes más desvalidos.

coyote dijo...

La imagen de aquel magnífico lugar sumido en la niebla es increible. Creo que he visto pocos sitios tan fascinantes.
Pero la realidad de vivir cada día acaba por superar a la poesía.
Es una enorme putada la situación en la que vive tanta gente, para que nosotros podamos disfrutar todas las mañanas de una ducha caliente y un desayuno que a ellos quizá les valdría para toda la jornada.

Gabriela dijo...

El mundo está mal repartido, -eso decia mi madre- Qué pasaría si pudieramos repartir el mundo según
las necesidades de los más déviles...??? Que la mitad del mundo, andaría como loco comprandose su certificado de "inútil vitalicio"...
En fin, que no nos queda otra que seguir siendo solidarios con los que a falta de un buén desayuno, se conforman con un té caliente.

Saludos
Gabriela