"A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota.". Madre Teresa de Calcuta

jueves, 28 de octubre de 2010

MOMENTOS PARA EL RECUERDO

La noches se Satigatta, son siempre especiales. La temperatura es la ideal que un ser humano agracece para vivir eternamente. Casi siempre se produce un corte de luz despues de la cena, entre las 6 y las 7 de la tarde. Ya noche cerrada.
Entre el ajetreo propio de la limpieza de los platos, del fregado de la cocina, del ir y venir de las chicas para lavarse los dientes, o tomarse la medicacion, me siento con tranquilidad observando todas estas escenas. Me da tiempo a pensar y a recordar muchos de los momentos vividos en los ultimos 11 anos.
- Aquella noche de luna llena, que se fugaron 4 chicas con el guarda, con direccion India. En menos de 24 horas la policia les encontro en una estacion de tren. Iban a ser traficadas.
- Recuerdo aquella chica que padecia el Herpes de la Serpiente. Sufria terribles dolores y mi extraordinario " Nolotil 500" no servia para nada, pero si las palabras de un viejo chaman de la zona y las pocimas recetadas. En menos de una hora los dolores desaparecieron para siempre.
- Tambien recuerdo la caida de una nina paraplejica, de la vecindad. Se hizo un tremendo chichon. La di una aspirina y a los 10 minutos estaba vomitando sangre. Su madre pensaba que era el final y quiso que la hiciera una fotografia. La nina finalmente se salvo y creo que yo tambien de haber ido a la carcel.  Siempre pense que la aspirina fue la causante de la hemorragia, La madre y los medicos no lo pensaron asi.
El padre de esta nina es el guarda que se fugo con las 4 chicas y que ha pasado 2 anos de su vida en prision.
- Igualmente me vienen a la memoria las imagenes de un picnic al que fui invitado por la muchacada del pueblo. Les he visto crecer. Las chicas han desaparecido todas. Se han casado y cuando es asi abandonan el domicilio que les vio nacer.
Y como no, he de recordar la ultima vez que vi a Apshara. Vinieron a despedirse de mi a la estacion de autobuses. Recuerdo su mirada y su forma de decir adios. Dos meses mas tarde el Sida se la llevo a otro mundo. Solo habia vivido 5 anos.
Infinitos recuerdos que se agolpan en la memoria y que a veces llaman a la puerta de mis estranas y me hacen revivirlos con la claridad del momento en que ocurrieron.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Qué casualidad que al final del día, cuando iba a apagar la radio antes de meterme en la cama, suena un rock&roll: "Kathmandu" de Bob Seger and the Silver Bullet (1975). Baby I'm going with you, to Ka-ka-ka-kathmandu. Suena antiguo pero muy refrescante. Pues a vivir, que lo-lo-lo disfrutes que lo-lo-lo compartas con los "oyentes"

niebla dijo...

Recuerda traerme un poco de champú, que yo también estoy muy necesitado, je, je.....

Pico Ta dijo...

Besos y más besos.